El Museo Big Mac

Atención amante de las hamburguesas, porque debes apuntar este destino en tu lista de viajes: Irwin, en el estado de Pennsylvania (Estados Unidos). Allí se encuentra el Museo Big Mac (Big Mac Museum) donde se explica con detalle la historia de la hamburguesa más icónica de McDonalds. Muy friki, pero muy interesante.

Repasemos los datos conocidos: el primer Big Mac se sirvió por primera vez en la franquicia que la marca tenía en Pennsylvania y que gestionaba Jim Delligatti en 1967. La invención pasó rápidamente a ser parte del menú en todo el país primero y en el mundo entero poco después. Tal es la importancia del Big Mac que The Economist utiliza este índice para comparar el poder adquisitivo de dos monedas.

kids-play-room-4-to-12

Pero el museo fue inaugurado más tarde, en 2007, aprovechando la remodelación del restaurante de Irwin. Por entonces el Big Mac era ya una leyenda. El elemento más llamativo de este museo es la escultura gigante de una Big Mac de 4,5 metros de alto y 4 metros de diámetro. Pero tranquilo, las hamburguesas que se sirven allí son de tamaño normal. También hay un time-line que explica su historia y otras informaciones curiosas.

Como todo mito que se precie, el origen de la Big Mac está envuelto en un halo de polémica. Los residentes de la vecina localidad de Uniontown sostienen que fue en su hamburguesería donde se creó el emblemático bocadillo, y no en Irwin. Sin embargo, la compañía prefirió ubicar allí el museo debido al tamaño de la propiedad y de las mejores conexiones, en la ruta que conecta Pittsburgh con la capital del país, Washington.

Viajando por América las palabras clave son , , .