Covent Garden, un rincón encantador de Londres

La gran joya del distrito de West End en Londres es Covent Garden, un destino perfecto para pasear, ir de compras y divertirse, y también para tomar el auténtico pulso de la capital británica.

Los límites de Covent Garden son la calle High Holborn al norte, Kingsway al este, The Strand, al sur y Charing Cross Road, al oeste. A pesar de su nombre, ya no hay ningún convento medieval en esta parte de la ciudad. Tampoco queda mucho del viejo mercado de flores, frutas y verduras (The Apple Market) que dio fama a este barrio. Hoy en su lugar hay un encantador centro comercial lleno de terrazas y tiendas llenas de encanto.

covent-garden

Pero lo mejor del barrio no está en sus comercios y pubs sino en la calle. Por todas partes encontramos aquí músicos y artistas callejeros, además de una atmósfera cosmopolita, alegre y cautivadora que no deja indiferente a ningún visitante. Aquí se ubica también la pretsigiosa Royal Opera House. ¿Dónde mejor que en una de las zonas más artísticas y bohemias de Londres?

El corazón de Covent Garden se encuentra en Seven Dials, un lugar llamado así porque es en este lugar donde confluyen las siete arterias comerciales más importantes del barrio. En este punto encontramos una variada oferta de tiendas de ropa de todas las clases y marcas,  cafeterías, restaurantes y pubs tradicionales. Un sitio para pasar todo el día.

covent-garden

Antes de irnos de Covent Garden hay que visitar dos rincones destacados en la zona de Seven Dials. El primero, imprescindible para beatlemaniacos: la antigua oficina del manager de los Beatles, Brian Epstein, en Monmouth Street; el segundo, los estudios de animación, edición y grabación de Monty Python en Neal’s Yard.

Viajando por Europa las palabras clave son , , .