Fin de Año en Copacabana

La noche del 31 de diciembre se celebra por todo el mundo con muchas fiestas, músicas y fuegos artificiales, pero en ningún lugar como en el escenario privilegiado de la playa de Copacabana en Rio de Janeiro.

Allí tiene lugar una de las fiestas de Nochevieja más famosas del planeta, una postal de luz y color, con el famoso espectáculo de pirotecnia iluminando en el cielo y reflejando su brillo en las aguas del mar, que aparece en todos los informativos y por la que muchos suspiran por participar. No puede existir mejor forma para despedir el viejo año y recibir el nuevo. Como solo los brasileños saben hacer.

reveillon-copacabana-2

Así que cuando se acaba el año, a las principales atracciones de Río como el Pan de Azúcar, el Corcovado y el Cristo Redentor, hay que sumar la gran fiesta nocturna, el legendario Réveillon (así le llaman aquí) en la que millones de personas que se reúnen en la playa de Copacabana.

Como novedad, este año un colosal mensaje se podrá leer en el cielo de Rio de Janeiro: “Rio 450”, para festejar los 450 años de historia de la ciudad. El espectáculo completo de luces durará unos 16 minutos y empleará 24 toneladas de fuegos artificiales, unos 34.000 cohetes acompañados de música compuesta para la ocasión.

Algunos privilegiados podrán disfrutar de todo esto desde las terrazas y los balcones de los hoteles, llenos hasta los topes y cuyas habitaciones se pagan estos días a precios de oro; otros lo harán desde las embarcaciones de la bahía, directamente bajo los fuegos, pero la mayor aglomeración se verá como siempre sobre las arenas doradas de la playa de Copacabana, en la fiesta de Nochevieja más grande del mundo.

Viajando por América las palabras clave son , , .