Los más fascinantes castillos de Escocia

Junto a sus viejas tradiciones y sus increíbles paisajes, Escocia es conocida por sus más de 3.000 castillos repartidos por todo el país, contando las islas. Rodeadas de leyendas y misterios (se suele decir que muchos de ellos cuentan con su propio fantasma), son lugares llenos de historia y belleza que merece la pena conocer.

Es cierto que muchos de estos monumentos se hallan en estado de total abandono y muchos de los que se conservan aun en buenas condiciones no están abiertos al público. Sin embargo hay suficientes para planear un viaje a estas tierras para realizar una fascinante ruta por los castillos. He aquí algunos de los más interesantes:

urquhart

Podríamos empezar por el Castillo de Tantallon, cerca de Edimburgo, bañado por las frías aguas del mar del Norte, o el Castillo de Dunnottar, donde se rodó la película Hamlet. Sin duda un escenario de lujo. Si buscamos una combinación de historia y paisajes espectaculares, entonces debemos viajar al norte, a la isla de Skye, y visitar el Castillo de Eilean Donan.

El peso de la histioria se deja sentir en el Castillo de Edimburgo y el Castillo de Stirling, aunque también en el Palacio de Scone, donde se coronaba a los antiguos reyes de Escocia.

_MG_0400

Dejamos para el final los castillos embrujados, que tanto interés despiertan entre todos los que viajan a Escocia. Uno de los más conocidos es el Castillo de Glamis, aunque si buscas uno que te ponga los pelos de punta tienes que tomar el ferry hacia el norte, a las Islas Orcadas, y poner tus pies en Skaill House o salir al encuentro de la Dama Blanca del Castillo de Falkirk.

Otros castillos “con fantasma” son House of the Binns, el Castillo de Delgatie o el escalofriante Castillo de Culzean donde cada noche se puede oír, mezclado con el sonido del viento, el fantasmagórico sonido de gaita de un alma errante que habita estos muros desde hace siglos.

Viajando por Europa las palabras clave son , , .