La Costa del Silencio en Tenerife

Hoy viajamos a las Islas Canarias, en concreto al sur de Tenerife donde, en el municipio de Arona, se extienden las hermosas playas y rincones litorales de la llamada Costa del Silencio, bañada por aguas cristalinas y custodiada por poderosos acantilados de origen volcánico.

Este enclave costero canario fue uno de los primeros en desarrollar una industria turística en las islas. De hecho no lejos de aquí se levantan los grandes focos de Los Cristianos y Playa de las Américas, llenos de hoteles, restaurantes, bares y complejos de ocio atestados de turistas llegados de todo el mundo. Lugares no precisamente conocidos por su “silencio”, más bien por su ambiente festivo y su atmósfera alegre y entretenida.

Tal vez la playa más conocida de la Costa del Silencio sea la de Las Galletas ideal para una jornada de sol y descanso. Con una arena negra propia de las playas de origen volcánico de la isla, se extiende a lo largo del muelle pesquero, bordeada por un paseo marítimo. En sus restaurantes se puede degustar lo mejor de la cocina marinera tinerfeña.

Según la fecha del año en que se visita Costa del Silencio, los turistas pueden disfrutar de diversas celebraciones, desde el carnaval a numerosas fiestas patronales que salpican todo el calendario.

Pero lo que buscan muchos viajeros aquí es el silencio que da nombre a la costa, que encuentran en el sendero que bordea el litoral, entre playas, acantilados, cañadas y las características charcas de barro negro. Un paseo que merece la pena.

Para los que deseen unas vacaciones más activas, las opciones de entretenimiento son muchas y variadas, desde el golf (aquí se ubica uno de los mejores campos de la isla, Los Palos Golf Club situado en la Carretera de Guaza) hasta los deportes náuticos: pesca submarina, surfing, etc.

Si hablamos de compras, lo más genuino es curiosear en los mercadillos donde se venden los clásicos objetos de artesanía local, magníficos trabajos elaborados a mano entre los que destacan bellos bordados y artículos de hilo y encaje, así como la cerámica.

Y no te vayas sin probar la gastronomía chicharrera, uno de los puntos fuertes de los que viajan a Tenerife, algo que podrás disfrutar en cualquier restaurante de la Costa del Silencio.

Viajando por España las palabras clave son , , , .