La fiesta del Sol en Perú

Mientras en España celebramos las fiestas de Sant Joan en Menorca y otros puntos del Mediterráneo, en Perú se disponen a festejar el solsticio de verano con la Fiesta del Inti Raymi, la ceremonia religiosa andina más importante que en la época de los incas donde se rendían honores al Sol.

Se trata del Día del Cusco, el 24 de junio, que reúne a más de cien mil personas, entre  turistas y público local, un increíble despliegue de coreografía, colores, sonidos y rituales que nos transportan a la América precolombina, a los días más gloriosos de la civilizaciones de los Andes.


En la víspera del día 24 tiene lugar en la Plaza Mayor del Cusco la Hora del Huayno Cusqueño y la Fiesta del Sol, en quechua Inti Raymi, un acto de gratitud por los beneficios de la madre naturaleza.

La fiesta se realiza en tres escenarios distintos de la ciudad. La primera parte en el Qorikancha (Templo del Sol), la segunda otra en la Plaza de Armas del Cuzco (el antiguo Auqaypata o Plaza del Guerrero) y finalmente, en la explanada de la fortaleza de Saqsaywaman en las afueras de la población. La gente participa en todos estos ritos con disfraces, danzas tradicionales y un hondo sentimiento.

La música de cientos de instrumentos tradicionales andinos como los pututos, las quenas y los tinyas acompañan  a los actores que representan las figuras del Inca y su esposa, rodeados de su séquito real y de la nobleza, y al momento en el que el sumo sacerdote  Willaq Umu, ofrece al Sol su bebida tradicional, la chicha de jora.

Hacia el mediodía el cortejo se dirige a la plaza de armas del pueblo el Inca donde tiene lugar el rito de la coca y el sacrificio de una llama, que precede al inicio de una gran fiesta que se prolonga durante varios días en los que el público disfruta de festivales de música y de gastronomía.

Viajando por América las palabras clave son , , .