Parc Phoenix, refugio verde en la Costa Azul

La Costa Azul es famosa en todo el mundo por sus playas y sus ilustres veraneantes. Niza, Mónaco, Cannes o Saint Tropez son evocadores nombres sinónimos de glamour, coches caros, fiestas exclusivas.

Pero hay rincones más apacibles en esta región donde disfrutar de un paseo tranquilo y bonito, del placer de las pequeñas cosas y de la serenidad que transmite un jardín ordenado, perfecto, silencioso y adormecido como el del Parc Phoenix.

Este oasis verde es el parque más famoso de la siempre bulliciosa ciudad de Niza, que es francesa pero tiene alma italiana. Aquí es donde acuden turistas y locales a disfrutar de un respiro que la ciudad no les concede ni en las calles del casco viejo, ni en el puerto y muchos menos en su siempre animado y elegante paseo marítimo, la Promenade des Anglais.

El Parc Phoenix alberga más de dos mil especies distintas de plantas y árboles provenientes de los cinco continentes. Todas ellas forman un diseño bello y cautivador. Las especies más delicadas están protegidas en el interior de un enorme invernadero de plantas tropicales, en realidad el invernadero más grande del mundo.

Las posibilidades de pasar un día genial en Parc phoenix y experimentar una jornada diferente en nuestras vacaciones por la Costa Azul son infinitas. Tenemos el lago, las fuentes musicales, el bosque de bambús, el espectáculo de aves rapaces, el pequeño zoo de animales en semilibertad, una extensa área de pic-nic, la biblioteca y el Museo de Artes, además de numerosas actividades para los más pequeños.

Un parque público donde lo lúdico y lo científico se dan la mano dando como resultado un lugar que merece mucho la pena visitar.

Viajando por Europa las palabras clave son , , .