Harrods: el templo de las compras en Londres

Londres es una de las grandes capitales europeas del shopping. Todo el centro de la ciudad está recorrido por grandes vías comeciales, mercadillos, tiendas vanguardistas, boutiques de lujo y comercios alternativos. Sin embargo, la estrella de la corona son los Almacenes Harrods.

Salvando las distancias, podríamos comparar Harrods con las Galeries Lafayette de París: un punto de referencia que merece una visita casi tanto como desde el punto de vista turístico como el de las compras. De hecho, al encontrarse en la zona de Knghtsbridge, muy cerca de Hyde Park y del Palacio de Buckingham, son muchos los que se detienen aquí para completar su ruta por esta parte de la ciudad.

Los almacenes Harrods e alzan en un majestuoso e inconfundible edificio en una animadísima calle comercial. Para acabar de convencernos de que se trata de una atracción turística más de la capital británica, basta decir que encontraremos mucha más gente fotografiando el edificio y los escaparates que comprando.

Merece la pena echar un vistazo a todas las plantas, para lo cual recomendamos buscar las escaleras mecánicas egipcias, que son todo un homenaje al mundo de los faraones. En otras de las escaleras todo se ha decorado como si se tratara de un teatro y en ocasiones el hilo musical es sustituido por una cantante de ópera que con su voz deleita en vivo a los clientes.

Pero no nos engañemos: comprar en Harrods sale muy caro. Los precios no son precisamente asequibles aunque, en contrapartida, la variedad y la calidad de sus productos es impresionante.

Recomendamos vivamente la sección de alimentación situada en la planta baja, donde podremos encontrar un sinfín de delicatessen con una presentación impecable. Este es el punto fuerte de Harrods: todo está en su sitio, magníficamente decorado y presentado, por eso a menudo estos almacenes tienen más la apariencia de un museo que de un centro comercial.

Y no podemos acabar de hablar de Harrods sin aludir al pequeño monumento homenaje a Lady Di y Dodi Al Fayed, en la planta del sótano. Son muchos los que se acercan a rendir homenaje a la pareja que falleció en aquel trágico accidente en el Puente del Alma de París: el heredero del imperio Harrods y la Princesa de Gales. Una historia de novela con final tiste.

Viajando por Europa las palabras clave son , , , , , , .