Santa Claus Village en Rovaniemi, Laponia

No existe otro lugar en el mundo más adecuado para un viaje de Navidad: Santa Claus Village, el pueblo de Papa Noël en la ciudad finlandesa de Rovaniemi, más allá del Círculo Polar Ártico, a unos 700 km. de distancia de Helsinki. Un rincón frío y solitario de Laponia que, pese al clima, es un potente imán que atrae cada año a más de 300.000 turistas.

Según la leyenda, Papa Noël vive en Korvatunturi, un enclave situado a unos 150 kilómetros al norte de Rovaniemi, pero parece ser que ha preferido situar su taller más al sur, en lso alrededores de la que llaman capital del norte de Finlandia. Tal vez sea un tema de logística y la distribución de juguetes a todos los niños del mundo resulte más eficaz desde aquí.

Además de visitar su taller, en Rovaniemi podremos disfrutar de todo tipo de actividades relacionadas con la Navidad: dar paseos en trineo, conocer al mismísimo Santa Claus en persona e incluso enviarle una carta desde su propia oficina de correos utilizando los sellos oficiales de este peculiar pueblo.

Cerca de allí encontramos también el Santa Park, un parque temático pintado de rojo y blanco que abre sus puertas a principios de diciembre de cada año. Un festival de árboles de navidad, adornos, canciones, luces, juguetes, dulces y tiendas de recuerdos. Una visita que puede llegar a saturar de espíritu navideño al más pintado.

Para combatir el intenso frío (la temperatura media es de -2 ºC)  la localidad cuenta con un peculiar ice bar donde se sirve vodka bien frío y excelentes platos calientes elaborados a base de carne de reno, una delicatessen que solo podemos probar aquí ya que este tipo de carne no se exporta fuera de Finlandia.

Para llegar a Rovaniemi desde Helsinki lo mejor es tomar un vuelo directo que dura más o menos una hora o, si se dispone de tiempo, intentar alcanzar este punto de la fría Laponia en tren o en coche. Es más cansado pero el paisaje que descubriremos es fabuloso.

Viajando por Europa las palabras clave son , , , , , .