Nueva Zelanda: Rutas desde Auckland

Para un español Nueva Zelanda es el lugar más alejado del mundo al que pueda viajar, ya qu ese encuentra en las mismísimas antípodas. Y sin embargo, merece la pena cruzar el planeta de una a otra punta para conocer este fascinante país, próspero, hospitalario, lleno de tradicines y poseedor de una hermosa y exuberante naturaleza.

Hoy nos vamos a la isla norte, donde se encuentra la capital Wellington, en el extremos sur asomada al estrecho de Cook, y la ciudad más habitada del país, Auckland. Desde allí podremso establecer nuestro cuartel general para explorar los principales puntos de interés que no son otros que la propia ciudad, el valle de Rotorua y las cuevas de Waitomo.

En Auckland lo primero que llama la atención es la Sky Tower, un edificio en forma de aguja que parece pretender pinchar las nubes. Cada año suben a ella más de 700.000 visitante spara obtener las mejores vistas de la ciudad. Pero el símbolo de la ciudad es el Harbour Bridge, que conecta Auckland y North Shore. A pesar del tráfico y del ir y venir continuo de gente, es una ciudad llena de zonas verdes que invita a pasear, ya sea por la enorme plaza de Aotea Square, llena de artistas callejeros, como por Queen Street, la calle de las compras, o Karangahape Road (K-Road), la de los pubs y la marcha nocturna.

Las cuevas de Waitomo se encuentran a 200 km. al sur de Auckland en línea recta. Se la conoce también como la cueva de los gusanos y fue explorada por primera vez a finales del siglo XIX por un topógrafo inglés. El gran reclamo de esta gruta calcárea son precisamente estas larvas (llamadas glow worms) que cuelgan del techo de la caverna y que producen artificialmente una luz azulada. En mitad de la cueva, mirando hacia arriba, el visitante puede llegar a creer que está contemplando un cielo estrellado. Un espectáculo natural que vale mucho la pena presenciar.

Desde Waitomo hay casi 200 km. más, esta vez en dirección este, para llegar al Lago Rotorua. La mayor parte de al población que vive en sus orillas es de origen maorí, los auténticos neozelandeses, volcados hoy en la explotación turística del lago y de las fuentes termales y géiseres que crecen por todas partes. Es imprescindible que nos alojemos en alguno de los numerosos hoteles-balneario y disfrutar de un lugar único en el mundo: aquí el vapor emana de las grietas, los jardines y los caminos, aunque el fortísimo olor del azufre  que llena el ambiente puede resultar desagradable a los olfatos demasiado sensibles. Géiseres, piscinas hirvientes de lodo, fumarolas de lodo y volcanes atraen todo el año no solo a turistas extranjeros, sino también a muchos locales en busca de una experiencia relajante y diferente.

Viajando por España las palabras clave son , , , , , .