Bonn, la ciudad de Beethoven

La antigua capital de la Alemania Occidental, sede de los ministerios y las intrigas de espionaje en la época de la Guerra Fría, hoy la ciudad de Bonn, a orillas del Rhin, es simplemente una alegre ciudad universitaria con un pasado milenario y un importante centro cultural y musical, inevitable en la ciudad natal de uno de los mayores genios de la historia de la música: Ludwig van Beethoven.

Al lado de las grandes ciudades vecinas de Colonia y Düsseldorf, el ritmo de la vida en las calles de Bonn es más pausado y agradable. Olvidada ya su etapa un tanto gris de capital administrativa de la nación, los turistas se acercan a este lugar para disfrutar de las vistas a la cordillera de Siebengebirge, donde crece la uva Riesling con la que se elabora el famoso vino blanco alemán.

La principal atracción de la ciudad es la casa de Beethoven, donde se guarda y exhibe la mayor colección del mundo de obras sobre la vida el artista. También la estatua en bronce del compositor adorna la Domsplatz, la plaza más emblemática de Bonn. Todo el casco antiguo está trufado de elegantes edificios barrocos, además  del Antiguo Ayuntamiento en la Markplatz, de marcado estilo rococó y la hermosa Catedral románica.

La riqueza cultural de Bonn se revela en sus interesantes museos. Hay que caminar hasta la calle de los museos, cerca del barrio Federal, y visitar por ejemplo el Museo de Arte de Bonn, el Museo Alemán y la Casa de la Historia.

De la cultura al ocio: Bonn y sus cortas distancias a pie posee una buena reputación como ciudad de compras. Aquí se encuentra una de las zonas peatonales más grandes de Alemania, en las estrechas calles en torno a la Catedral. También destaca el centro comercial Kaiserpassage y el centro del barrio cercano de Bad Godesberg. Todo el centro está lleno de tabernas y pequeños restaurantes donde disfrutar de los placeres de la gastronomía renana.

La región en torno a Bonn es ideal para realizar encantadoras excursiones a lo largo del idílico Siegtal, en las románticas montañas del Siebengebirge (visitando el fabuloso Castillo de Drachenburg) o en el paraíso para los aficionados al vino y los senderistas, a orillas del Ahr.

Viajando por Europa las palabras clave son , , , , , .