Hamburgo, el gran puerto de Europa

En el mundo hay miles de ciudades portuarias pero no en todas ellas el puerto en sí mismo se convierte en una de las grandes atracciones de la ciudad. El de Hamburgo es un inmenso e impresionante laberinto de canales, cuencas, muelles y puentes que sorprende a todos los visitantes. Junto a los de Rotterdam en Holanda y Amberes en Bélgica, se cuenta entre los más grandes y más transitados de Europa.

Desde siglos Hamburg ha sido el gran puerto de Alemania. Ciudad prominente en la Liga Hanseática, en sus astilleros se fabricaron los temibles U-Boots que sembraron el terror en el Atlántico durante la II Guerra Mundial y aun hoy centro naval del país tanto comercial como militarmente.

Hamburgo fue y es también una puerta al mundo. Desde este puerto partieron antiguamente grandes barcos hacia ultramar y aún hoy atracan de tiempo en tiempo imponentes cruceros de lujo. Quien visita la ciudad puede acercarse a los embarcaderos desde los cuales zarpan los cruceros turísticos que recorren sus recovecos e interminables muelles. El paseo portuario nos permite visitar las lonjas donde se vende el pescado, los barcos-museo Cap San Diego y Rickmer Rickmers, anclados en sus muelles, y el legendario mercado de pescado, donde tienen lugar las subastas. También desde aquí parten los pintorescos barcos de vapor HADAG en dirección a Finkenwerder, Övelgönne, Blankenese y otras islas cercanas del mar del Norte.

Los barrios costeros de Hamburgo también son muy interesantes para el visitante: St. Pauli es la zona de diversión número uno en Hamburgo. Aquí se encuentra de todo, desde teatros musicales hasta clubes nocturnos de moda. En él tanto locales como turistas se divierten en los numerosos clubes, discotecas, cafés, y también cabarets, salas eróticas y burdeles. Por su parte, Bergedorf es mucho más tranquilo y acogedor. Aquí se halla el único castillo medieval que Hamburgo conserva.

El Alster, el lago en pleno centro de la verde ciudad portuaria, es un paraíso para los aficionados a la vela, remeros y piragüistas. Zoans verdes, cafés y restaurantes se levantan alrededor del lago Alster. Aquí se bebe “Alsterwasser” (cerveza con limonada).

El antiguo pueblo pesquero Blankenese, al oeste de Hamburgo, está ubicado a orillas del Elba y es un destino de excursión muy popular. Es el lugar de residencia de los hamburgueses más pudientes. Aquí se disfruta de una maravillosa vista sobre el Elba.

Viajando por Europa las palabras clave son , , , , , , .