¿Ver Nueva York en un día?

No, no nos hemos vuelto locos. Ya sabemos que es una locura imposible tratar de ver en un solo día todo lo que la Gran Manzana ofrece a sus visitantes. Ni siquiera un año bastaría. Sin embargo, si solo disponemos de este breve espacio de tiempo para tal empresa, no debemos desanimarnos. Madrugando un poco y con una buena organización le podemos sacar mucho jugo a nuestra visita de un día en Nueva York.

Podríamos proponer cientos de itinerarios diferentes, pero en todos ellos tendremos que priorizar, elegir unas visita y desechar otras. A gusto del consumidor. Hay que aprovechar los medios de transporte, ser organizados y estar preparado para caminar bastante. He aquí algunas propuestas:

Por la mañana: empezamos el día desayunando en el Rockefeller Center. Si llegamos aquí con tiempo suficiente podemos tomar el ascensor (abre a las 8:00 h.) que nos lleva al Top Rock Observation Deck desde donde obtener privilegiadas vistas de Manhattan, de la legendaria Estatua de la Libertad y de muchos de los puntos que vamos a visitar.

Ya de nuevo abajo, caminaremos hasta el cercano MOMA, el Museo de Arte Moderno más importante del mundo. La entrada cuesta 20$ pero vale la pena. A unos minutos de allí se extiende el Central Park, el gran parque neoyorquino. Un oasis verde en medio de la gran ciudad y un espectáculo todos los visitantes de Nueva York debería ver. Aquí, sobre el césped, almorzaremos para tomar fuerzas y afrontar el resto de la jornada.

Por la tarde: Es el momento de dirigirnos la Milla de los Museos, al este del Central Park. Disponer de poco tiempo no es excusa para no visitar los nueve museos en este tramo de la Quinta Avenida a la vez que disfrutamos del paseo por una de las grandes arterias comerciales de Nueva York. Desde allí tomaremos el metro para trasladarnos al Bajo Manhattan haciendo parada en el Ayuntamiento, muy cerca del Puente de Brooklyn.

Tras pasar por el Federal Hall National Memorial, el lugar donde George Washington fue investido como el primer presidente de los Estados Unidos y donde se aprobó la Declaración de Derechos, tomaremos la South Street Seaport hasta encontrarnos cara a cara con el Atlántico y el puerto de la ciudad.

Cae la tarde y nuestro tiempo se acaba. Es el momento de dirigirnos a Harlem, uno de los barrios más vibrantes de la ciudad y una capital mundial de la historia y cultura afroamericanas. En Harlem lo interesante es impregnarse del ambiente de sus calles, aunque hay visitas interesantes como la del Studio Museum, dedicado a los artistas nacidos aquí, las numerosas galerías de arte del barrio, los teatros y los fantásticos clubes de jazz. Pero si lo que queremos es acabar este tour fugaz en Nueva York a lo grande tenemos que ir a Broadway y presenciar alguno de los grandes espectáculos que allí tienen lugar.

Viajando por América las palabras clave son , , , , , , , .