Canales del Loira; un turismo familiar diferente

Tal vez con la proximidad del verano usted esté pensando en una vacaciones familiares diferentes, algo que pueda aportarle tranquilidad en su periodo de descanso pero que a la vez satisfaga las necesidades de sus hijos, permítanos aconsejarle un destino que cumple de sobra con las dos cosas; el turismo fluvial al timón de un barco en la región del Loira en Francia.

Lo primero que debe hacer el viajero es deshacerse de prejuicios si tiene desconocimiento de los rudimentos náuticos; los canales navegables del Loira son absolutamente apacibles y los barcos que se utilizan no necesitan de titulación alguna y en escasamente media hora de aprendizaje ya se está preparado para navegar. La velocidad máxima permitida (y limitada) de estos barcos ronda los 6 kilómetros hora y todo el tráfico fluvial que encontraremos será barcos como el nuestro.

Los barcos son autenticas casas flotantes con todos los servicios que aportan ese tono de aventura para los niños mientras que para los adultos la experiencia de navegar lentamente en un marco de gran belleza, entre viñedos, castillos (de los más hermosos de Europa) y ciudades históricas de gran valor, la experiencia es sin duda excepcional si además se combina con paseos en bicicleta (se pueden alquilar y llevar en el barco) cuando apetezca parar en un territorio con una infraestructura muy buena para la bicicleta con un gran número de carriles propios interconectados.

Hay varias compañías de alquiler  y diferentes tipos de barcos por lo que no le resultará difícil encontrar una oferta adecuada a su bolsillo y adaptarla en función del tiempo de que disponga, simplemente elija su punto de partida. Los viajes pueden contratarse cerrados con alquiler de barco y desplazamientos incluidos prácticamente en cualquier agencia de turismo pero si decide hacerlo todo usted no le resultará difícil.

Las rutas pueden ser como usted quiera, puede configurar el número de días y las posibilidades son tantas que resulta destacar una aunque no nos resistimos a aportarle la ruta Châtillon sur Loire – Nevers – Sancerre – Châtillion sur Loire, una magnifica ruta de más o menos una semana de duración entre viñedos, castillos y con escalas en la ciudad de Nevers, conocida como la capital de la porcelana en Francia y la de Sancerre, una hermosa ciudad medieval. No se olvide de parar en alguna de las bodegas que cuajan su periplo y degustar (con moderación que hay que conducir) sus excelentes caldos.

Sin duda la propuesta de navegar despacio, sin prisas, deteniéndonos cuando lo pida el cuerpo, disfrutando del paisaje mientras los niños disfrutan de una autentica aventura a bordo, es una más que buena opción para lo que pueden llegar a convertirse en una inolvidable vacaciones de verano en familia.

Viajando por Europa las palabras clave son , , , , , , .