Petra; un destino es si misma

Habitualmente y por desgracia los viajes a Petra suelen consistir en rutas preparadas de unas pocas horas de duración dentro de los viajes organizados a Jordania.

Decimos desgraciadamente porque lo cierto es que esta joya Nabatea merece una exploración mayor a la que sin ningún género de duda invitamos a probar.

Jordania es un país perfectamente comunicado por lo que la llegada hasta su capital es más que sencilla desde cualquier capital europea, desde Amman, la capital hasta Wadi Musa, la ciudad del desierto y punto de partida para las excursiones a Petra, las posibilidades son amplias; desde las líneas de autobuses hasta los vehículos de alquiler.

Las ruinas de Petra se encuentran en un parque protegido de casi mil kilómetros cuadrados, la que esta considerada por muchos como la octava maravilla del mundo fue construida a partir del siglo III a. C. y tras su decadencia quedo escondida para el resto del mundo excepto los habitantes del desierto hasta 1890 año en el que comienzan las exploraciones a las ruinas.

Desde la entrada (famosa a nivel mundial) por uno de los desfiladeros formado por los desniveles rocosos, todo en Petra nos cautivará. Recordemos que este siq, desfiladero o pasadizo fue inmortalizado en una de las películas de la saga de Indiana Jones.

Lo primero que nos sorprenderá de Petra es su clara influencia helénica fruto del gusto Heleno de los Nabateos extendido a su colosal ciudad; una muestra evidente de esto es la famosa fachada del Templo.

Tampoco escapa la ciudad a ciertas influencias de sus conquistadores romanos de las que destacan varias calzadas interiores así como un espectacular teatro con capacidad para más de tres mil personas.

Pero sin duda las joyas de Petra son muchas el llamado Tesoro, el Propileum y el Monasterio y los más de 100 puntos de alto interés histórico como la magnífica serie de tumbas o los jinns una serie de rocas que suelen asociarse a los dioses protectores de la ciudad.

Petra es un destino en sí mismo, combinada con una estancia en Wadi Musa, ciudad ya atractiva de por sí, puede convertirse en una inigualable experiencia de esas que no se borran en la mente del viajero jamás.

Petra, la colosal ciudad Nabatea le espera con su atmosfera a caballo entre el misterio y el tiempo detenido en un marco incomparable. Si puede, piénselo.

Viajando por Asia las palabras clave son , , , , .