Irlanda: golf en la isla esmeralda

Irlanda es un destino de viaje fascinante, eso es algo que se sabe, pero también una de las mecas mundiales para los amantes del golf. En la “isla esmeralda” hay más de 400 campos, más verdes que en ningún otro lugar del mundo, ideales para practicar este deporte y disfrutar de sus paisajes.

Los aficionados a este deporte valoran la variedad de trazados de sus numerosos campos de golf, la calidad de la hierba y los entornos naturales de excepción (los hay situados cerca de playas y acantilados), características que hacen de estos campos lugares tan apreciados tanto para los jugadores experimentados como para los que se desean iniciar en el mundo del golf.

El éxito de este país como destino internacional de golf ha crecido considerablemente en los últimos años gracias a eventos como el Dubai Duty Free Irish Open, uno de los torneos más prestigiosos del Circuito Europeo, que se disputa tradicionalmente en The K Club, en el Condado de Kildare, cerca de Dublín.

Este torneo atrae a Irlanda a muchas estrellas del golf internacional y a aficionados de los cinco continentes. los participantes luchan por la victoria y el jugoso premio de 675.500 euros que se lleva el ganador.


La calidad de la hierba es importante, pero lo que hace de Irlanda un destino de golf tan especial (con más de 240.000 jugadores-turistas anuales venidos de todas partes del mundo) son esos greens situados en emplazamientos imposibles y paisajes que quitan el aliento.

Mucha gente reserva paquetes “todo incluido” con operadores turísticos especializados en golf, que tienen capacidad para organizar itinerarios que incluyan tee time y alojamiento. Otros prefieren lanzarse a la aventura solos y vivir otra manera de disfrutar Irlanda.

Viajando por Europa las palabras clave son , , .