Un paraíso llamado Tonga

A veces hay que hacer muchas horas de vuelo para conocer los paraísos en la Tierra que se esconden en algunos rincones del planeta. Uno de ellos es el reino de Tonga, en mitad de la inmensidad azul del Océano Pacífico, un destino también conocido como “la isla donde comienza el paso del tiempo”.

En Tonga las antiguas tradiciones y la naturaleza más salvaje conviven sin conflicto alguno con la modernidad y la actividad turística. Estas islas, que comparten con Samoa y otros lugares de la Polinesia unos paisajes de extrema belleza, ofrecen a los viajeros la posibilidad de disfrutar de unas vacaciones espectaculares entre atolones de arena blanca, aguas cristalinas, temperaturas privilegiadas y ricos fondos marinos.

3979910_640px

Además de todas estas maravillas, son muchos los viajeros que planifican su viaje pensando en la excitante experiencia de los avistamientos de ballenas, una actividad que se pueden realizar en muchos puntos del archipiélago. por toda la zona.

Pero en Tonga hay mucho más que playas y naturaleza. Se trata también de un destino cultural lleno de aspectos interesantes por descubrir. Se dice que, a diferencia de los samoanos, los habitantes de Tonga son algo más hoscos y cerrados al turismo, aunque una vez superada la barrera inicial, se convierten en excelentes y hospitalarios anfitriones, orgullosos de mostrar su cultura y sus tradiciones.

2159-tonga

Aunque pueda parecer un tópico, la danza desempeña un papel fundamental en la cultura tongana a la hora de representar leyendas de la tradición oral o de rendir homenaje a dioses y reyes. No se trata solo de un espectáculo para los turistas sino que sigue estando muy arraigado en el alma de los isleños.

Otras forma de adentrarse en el universo cultural de Tonga es visitar los mercadillos, acercarse a su gastronomía o participar, aunque sea como meros espectadores, en las coloridas fiestas y celebraciones que salpican su calendario.

Viajando por Oceanía las palabras clave son , , .