Zugarramurdi, el pueblo de las brujas

Justo sobre la frontera entre España y Francia, pero dentro de los límites de Navarra, se encuentra uno bonito pueblo rodeado de bosques y montañas, con un nombre casi impronunciable: Zugarramurdi. Un lugar bucólico, alegre y tranquilo que sin embargo tiene una cara oscura y una tradición vinculada a diversas leyendas en torno al mundo de la brujería.

Esta localidad ha adquirido cierta popularidad después de la película que rodara en ella el cineasta Álex de la Iglesia (Las Brujas de Zugarramurdi), aunque ya era bien conocido por los turistas que visitaban las vecinas cuevas del lado francés (Grotte de Sare) y que acababan recalando en Zugarramurdi para comer en alguno de sus restaurantes saboreando lo mejor de la gastronomía local.

450zugarramurdi-dos1

En las inmediaciones de Zugarramurdi tendremos la oportunidad de visitar otras cuevas donde las brujas celebraban sus reuniones, llamadas akelarres. Para completar la experiencia, podemos visitar también  el muy interesante Museo de las Brujas, en el que  aprenderemos muchas cosas sobre estas enigmáticas damas de la noche, sabias para algunos, malvados demonios para otros.

El museo presenta la figura de la bruja no como la de un ser siniestros, sino más bien como una especie de sanadoras cuya tradición y sabiduría provenía de viejas tradiciones celtas e incluso anteriores que habían pervivido en esta zona alejada de los grandes centros de civilización.

cueva-zugarramurdi

Tal vez por su condición de “herejes”, pues aquellas brujas doraban a los espíritus de la naturaleza, la Iglesia las condenó y  la Inquisición las persiguió implacablemente hasta que logró borrarlas del mapa a principios del siglo XVII. Por suerte, se ha podido conservar cierta información y algunos vestigios de aquella época y disfrutar de todo ello en Zugarramurdi.

 

Viajando por España las palabras clave son , , .